Jun 18 2021

Consejos para cuidar tu boca durante las vacaciones

¿Quién no ha contado en alguna ocasión cuántos meses, semanas o días quedan para las vacaciones de verano?

Las “ganas” de que llegue el verano no son ningún secreto: ir a la playa, pasear por la montaña, las tardes de piscina, paseos por la noche o, simplemente, un día en casa viendo un maratón de tu saga favorita.

Con tanta diversión y relax, es común que durante esta época dejemos nuestra rutinas a un lado (adiós a la hora de comer, adiós a los deberes, adiós a los madrugones, …) y demos paso a lo que realmente nos hace disfrutar (un vermut con nuestros amigos y familia, leer nuestro libro favorito o echarnos una siesta al sol).

La alteración de nuestra rutina habitual evita que cuidemos de nuestra boca como hacemos normalmente (la aparición de caries se triplica durante las vacaciones de verano) y por eso desde Clínica Noguerol, queremos darte algunos consejos para que luzcas la mejor de tus sonrisas durante este verano:

 

Ojo con las bebidas y los refrescos azucarados

Si durante el año es difícil resistirse a los refrescos, aún lo es más durante las vacaciones. Modera el consumo. Estas bebidas aumentan el riesgo de caries y por lo general tienen un pH ácido que puede dañar el esmalte de los dientes. Si los refrescos son tu debilidad, al menos trata de consumirlos sin azúcar.

 

La mayor amenaza para cuidar de tu boca es la falta de rutina

Cuando estamos de vacaciones, tendemos a picar más entre horas. No seguimos una rutina de comidas y, normalmente, tampoco de cepillado. Esto se agrava cuando estamos realizando actividades de exterior, donde comemos cualquier cosa deprisa y corriendo, para poder seguir disfrutando de la actividad.

Nuestro consejo es que metas un cepillo de dientes en tu bolso o mochila, de forma que estés donde estés, siempre puedas cuidar de tu boca de forma sencilla.

 

Modera el consumo de alcohol y tabaco

El tabaco y el alcohol son las sustancias más nocivas para tu salud y estética dental.

Estas favorecen la aparición de halitosis y oscurecen el color de los dientes. Sin olvidar además que agravan el desarrollo de enfermedades de las encías, lo que puede provocar en última instancia la pérdida de piezas dentales.

 

 

Cuidado con las bebidas y comidas demasiado frías

Con la llegada del calor en verano, aumentamos el consumo de bebidas y comidas demasiado frías, como refrescos o helados. Los alimentos fríos producen sensibilidad dental. Esta incómoda sensación de pinchazo en el diente, suele ser transitoria y desaparecer rápido cuando es una respuesta a un estímulo frío.

 

 

Programa una revisión con tu dentista de confianza para tu vuelta        

Aunque sigas todos nuestros consejos, nunca está de más programar una visita con tu dentista para tu vuelta de vacaciones.

 

 

¡Cuidado con los más pequeños de la casa!

El verano es temporada de jugar y disfrutar, y eso pueden conllevar en ocasiones la llegada de más golpes y caídas desafortunadas.

No es extraño ver a niños que se han roto algún diente por algún traumatismo, así que es importante que sepas cómo tienes que actuar.

Antes de nada, es importante mantener la tranquilidad. Lo mejor es que busques ese trocito de diente perdido, lo guardes en leche, y acudas al dentista más cercano para que los profesionales valoren si pueden reimplantarlo o si optan por otros tratamientos.

 

Clínica Noguerol, tus dentistas en Granada

Si quieres saber más, llámanos o ven a visitarnos. Haremos lo que podamos porque la salud de tu boca se mantenga intacta incluso cuando estés descansando.

 

 

Compartir Post